CASETA LOS BENJUMEA - FERIA DE ABRIL - UNREGISTERED VERSION

Vaya al Contenido

Menu Principal

Entre esta caseta y las que en su juventud frecuentaba en el Prado de San Sebastián media mucha distancia. Tanto en el tiempo como en las costumbres. Antonio Benjumea desgrana recuerdos del Prado como el que va pasando las cuentas de un rosario. Pepe Marchena, ruega por nosotros; Lola Flores, ruega por nosotros; Manolo Caracol, ruega por nosotros. Con esa clase y tamaño de artistas gozaba de las noches de cante y baile en el Prado. Concretamente en dos casetas: en la de Gitanillo de Triana cerca de la calle Diego de Riaño y en la de Vicente El Traga. Gitanillo, cuando la noche se cerraba en fiesta honda y grande, decía de buenas a primeras a todos los que estaban allí: ea, vámonos para la venta de Antequera que aquí hace mucho ruido y eso no es bueno para los artistas. Y se quedaba la caseta muerta, como si le hubiese pasado por encima la nube del volcán ese de Islandia, todo el mundo camino de Bellavista. Y allí se sentaban los monstruos. Los cabales.

Una noche, Antonio Benjumea, presenció como Luis Miguel Dominguín, Manolo Caracol y Lola Flores armaron un taco muy grande. Con las claras del día se murió el fuego. Y el torero le dijo a Caracol: Hasta mañana, Manolo. Caracol se puso en guardia y le respondió: Cómo hasta mañana si ya es de día. Vamos a liquidar ahora y después nos vamos a dormir, maestro.


D. Antonio Benjumea, fundador de una de las casetas con mayor prestigio en la Feria de Abril de Sevilla, conocedor de la exigencias que  familiares y socios esperan de la misma, vuelca todo su empeño y devoción, consiguiendo año tras año que todos los asistentes dispongan de la mejor diversión, acompañada de un suculento catering, inmejorables actuaciones por artistas consagrados y sobre todo un ambiente envidiable, donde todos sus participantes disfrutan de amenas reuniones y la mejor convivencia.

De eso se trata, de desconectar de la rutina diaria, de relacionarnos con amigos, de bailar y pasarlo bien , de pasar momentos inolvidables y sobre todo de aprovechar al maximo este acontecimiento,  que nos ofrece nuestra ciudad en el mes de Abril.

 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal